baño

  • 4 TRUCOS CON VINAGRE QUE NO CONOCÍAS Y NUNCA HUBIESES IMAGINADO    

    A estas alturas, si eres seguidor de este blog, conocerás muchos de los usos que el vinagre puede tener. Sin embargo, no sólo es útil para tareas de limpieza, mantener insectos alejados de casa o deshacernos de los malos olores si no que el vinagre también puede aplicarse para cosas que jamás habrías imaginado. Aquí os dejamos unos cuantos trucos.

    Arrugas en la ropa. Tienes una cita, una reunión o simplemente querías ponerte esa prenda concreta del armario que ahora te acabas de dar cuenta de que está arrugada. Y no tienes tiempo como para esperar a que se caliente la plancha. No te preocupes, hay un remedio muy imaginativo: Seguro que ya tienes un spray pulverizador con tu fiel mezcla de dos partes de agua y una de vinagre. Bien, ahora rocía la prenda y cuélgala durante unos minutos. Tus ojos no podrán creerlo, pero sí, como todo lo que proponemos en este blog, ha funcionado.

    Arañazos de gato. Los gatos son mascotas muy recomendadas para tener en casa; son limpios, tranquilos y adorables. Sin embargo es frecuente encontrarnos con que pierden parte de su encanto cuando deciden usar nuestro sofá para afilar sus uñas pese a que les hayamos comprado mil y un tipos diferentes de rascadores. ¿Sigues teniendo a mano tu spray pulverizador con agua y vinagre, verdad? Pues rocía el sofá y no volverá a acercarse ¡detestan el vinagre! También es útil para enseñar a nuestras mascotas a ir al baño rociando aquella parte en la que hayan hecho sus necesidades y que no queramos que vuelvan a usar.

    Fijar colores. Algunas prendas a las que damos mucho uso, como por ejemplo los bañadores, empiezan a perder los colores tras tanto lavado y ajetreo. Una solución poco conocida pero muy eficaz es ponerlos a remojo en vinagre. Verás como los colores se fijan asombrosamente y aguantan muchísimo más sin deteriorarse. Esto también funciona con las verduras, si vertemos un poco de vinagre blanco en el agua en la que las cocemos observaremos como pierden menos color.

    Uñas. Una de las múltiples ventajas de la no toxicidad del vinagre de limpieza es que podemos usarlo en nosotros mismos aunque no esté destinado ni recomendado para su consumo directo. Si, por ser fumadores, por nuestro trabajo o simplemente porque sí, tenemos las uñas un poco amarillentas podemos frotarlas con vinagre durante unos minutos. Veremos como recuperan su color original. Después debemos aclararnos con abundante agua para evitar ingerirlo después. También debemos tener especial cuidado de que no nos caiga en ninguna herida.

    Como siempre, os instamos a participar en el blog a través de la sección comentarios y allí compartir vuestros trucos favoritos con vinagre para que todos podamos usarlos.

  • Limpia tu baño usando vinagre

    Como los usos del vinagre en la limpieza del hogar son tantos y tan diversos, al igual que ya hicimos con la cocina, vamos a centrarnos en una habitación específica de la casa: En esta entrada vamos a enseñaros cómo y qué limpiar de nuestro cuarto de baño con nuestro vinagre de limpieza.

    -Grifos. Para limpiar los grifos de nuestro baño, no hay nada mejor que el vinagre. Y es que todos ya sabemos que, aunque la mayoría estén fabricados con acero inoxidable, es usual que debido a la humedad aparezcan manchas de cal en ellos que podrían provocar que, sin llegar a corromperse, se genere una leve capa de óxido llamada “capa pasivadora” en su superficie. Por ello es importante mantenerlos limpios.

    Sigue leyendo

2 Artículo(s)